Let’s travel together.

Angie Redondo Herrera: Empoderamiento, Ciencia y liderazgo

Por: Fabrina Acosta Contreras

El futuro del planeta depende de la posibilidad de dar a todas las mujeres el acceso a la instrucción y al liderazgo. Rita Levi–Montalcini

No es un secreto que históricamente las mujeres a pesar de ser protagonistas en la ciencia, han sido silenciadas por arquetipos patriarcales que han pretendido “masculinizar” sus logros, por esta razón, en muchas ocasiones aparecen nombres de hombres usurpando el de las mujeres. Por fortuna, cada vez se está haciendo más fuerza por visibilizar el gran papel que desarrollan las mujeres en la ciencia, aunque no se puede desconocer que actualmente las científicas continúan viviendo dificultades para ver su trabajo reconocido de manera equitativa con respecto a sus colegas hombres. Uno de estos ejemplos es el techo de cristal: considerando que la ciencia se realiza mayoritariamente por mujeres, pero los puestos de poder están ocupados en su mayoría, todavía por hombres. Por ello la importancia de exaltar el papel clave que las mujeres desempeñan en la comunidad científica y la tecnología.

Angie, la científica Guajira

Es estudiante de décimo semestre de Ingeniería de Minas y Metalurgia en la Universidad Nacional de Colombia, Sede Medellín. Apasionada por la sostenibilidad y por el empoderamiento femenino es consciente de los retos que enfrentan las mujeres en la ciencia, ha tenido que escuchar de algunos hombres “Mejor estudia una profesión que si sea para las mujeres” respecto a lo cual, ella ha respondido con honores académicos y pasión por lo que hace demostrando que las mujeres no tienen limites y que tienen las capacidades para deconstruir estereotipos de género que limitan sus libertades. Ella representa a una nueva generación que no está dispuesta a someter sus sueños al miedo y que se atreven a escribir nuevas realidades basadas en equidad e igualdad de derechos.

Angie Redondo Herrera

Escribiendo nuevas historias: GoGreen 2020

La ciencia trasciende prejuicios ortodoxos, es decir, de quienes y como tienen que ser los y las científicas, ahora las jóvenes ejercen metodologías creativas que demuestran que la ciencia también hace una transición a lo humano, cultural  y cotidiano; la ciencia no es ciencia por hacerse en laboratorios, es ciencia por responder a las necesidades de la humanidad y Angie con su coequiero Jorge Polo, así lo han entendido por ello conformaron el equipo que representó a Sudamérica en la competencia global GoGreen 2020, en la categoría sostenibilidad y acceso a la energía, con el proyecto de – la refrigeración de la producción de pescados en la zona de Bojayá a pesar que no cuentan con el servicio de electricidad en una continuidad del 100%

En la competencia participaron equipos que representaron a Hong Kong, Asia-Pacífico, Norteamerica, América del Sur, China, Europa, India, Medio Oriente y Africa, pero el triunfo fue para ellos dos, lo cual, inmortaliza sus nombres como los jóvenes que ganaron por primera vez dicha competencia para Colombia en los 10 años que lleva el concurso científico.

Las mujeres no tienen limites

Los roles de las mujeres no se limitan y siempre pueden lograr ser las mejores en muchos escenarios, son madres, lideresas, políticas, investigadoras y muchos roles más, todos asumidos con altura.  Las mujeres en la ciencia inspiran a otras a tejer nuevas realidades por la determinación con la cual, asumen la vida; sus acciones nos demuestran que las mujeres tienen mucho que ver con la esperanza de transformación.

Gracias Angie por mostrarle una luz en el camino a las niñas y mujeres que desde los territorios (rurales y precarios) de nuestro país sueñan con hacer ciencia y estudiar profesiones que estaban asignadas para los hombres, tus logros son esperanza para las nuevas generaciones.

También podría gustarte

Los comentarios están cerrados.